10 mejores planes que puedes hacer en la Costa Brava en agosto - WINE GOGH

10 mejores planes que puedes hacer en la Costa Brava en agosto

Planes que puedes hacer en la Costa Brava

La Costa Brava, ubicada en la provincia de Girona, es uno de los destinos turísticos de verano por excelencia, ya que allí puedes disfrutar tanto del veraneo de playa y montaña, por lo que se adapta al gusto de todo el mundo. 

Esta inolvidable costa se comprende entre Blanes y Portbou, en la frontera de España con Francia y, además, entre los kilómetros que abarca podrás descubrir actividades perfectas para pasar el verano, desde pasear en barco hasta llegar al Irineo de Girona. 

Hoy, te traemos el top 10 de planes que puedes hacer en la Costa Brava en el mes de agosto, el mes por excelencia de las vacaciones y el calor y, cuando las familias aprovechan para viajar. 

¡Bienvenidos a la Costa Brava!

 

Los 10 mejores planes que puedes hacer en la Costa Brava

A continuación, de entre todas las actividades que se pueden hacer en la Costa Brava, hemos seleccionado las mejores y las más divertidas para ti.

 

1. Baño en las calas

Siempre se ha dicho que las calas que forman la Costa Brava son de las mejores que se pueden encontrar en España, por eso, tenía que ser el número uno de los planes que puedes hacer en la Costa Brava 

No necesitas irte a un lugar exótico para disfrutar de unas calas maravillosas de agua cristalina, solo necesitas mirar a tu alrededor, porque España tiene esas playas paradisíacas a las que todos nos gusta ir y que, muchos, aprovechan para hacerse algunas fotos instagrameables. 

La mayoría de estas calas están rodeadas de pinos y mucha vegetación, por lo que algunas de ellas son de difícil acceso, obligándote a hacer una larga caminata antes de llegar. Sin embargo, merece la pena porque incluso el camino es digno de admirar.

Eso sí, la mayoría de las calas son fácil de llegar, pero siendo agosto deberás ir muy temprano para coger sitio y poder disfrutar de tu día de playa solo/a, en familia o con amigos. 

Algunas calas o playas a las que puedes ir son: Cala Trons, Cala Aigüa Xelida, Cala Sa Tuna, Cala Pola y muchas más.

2. Ruta gastronómica

Los bares, restaurantes, chiringuitos, etc., son una parada obligatoria para cualquier turista en una ciudad nueva. La gastronomía es uno de los elementos principales del turismo, por lo que debía estar entre los mejores planes que puedes hacer en la Costa Brava. 

Además, es una forma estupenda de entrar en un sitio fresquito y alejarte un poco del calor mientras disfrutas de una magnífica comida. En este caso, la gastronomía de la Costa Brava se caracteriza por el marisco y pescado fresco, además de los platos tradicionales catalanes. 

Algunos de los mejores platos que podrás saborear en la Costa Brava son las gambas de Palamós o suquet de peix. Los más típicos. Además, aunque no son valencianas, las paellas de marisco son un must que debes probar en uno de los restaurantes a pie de playa. 

Por otro lado, si te lo puedes permitir, te recomendamos que visites algunos de los mejores restaurantes que podrás encontrar aquí, que cuentan con Estrellas Michelín y todo.

 

3. Submarinismo en las Islas Medas

Si te da miedo el mar, este plan no te encantará, pero es uno de los mejores planes que puedes hacer en la Costa Brava. Aunque, aún así, es una oportunidad perfecta para afrontar ese miedo. Nosotros te damos la recomendación y tú decides lo que prefieras. 

Para hacer submarinismo, no podemos no recomendar las Islas Medas, el mejor sitio para hacer esta increíble actividad acuática. 

Las Islas Medas son un total de siete islas que se sitúan en la Playa de l’Estartit y fueron declaradas como Parque Natural Nacional Protegido. Al sumergirte dentro de sus aguas cristalinas podrás disfrutar de un espectáculo natural cerca de impresionantes corales, peces de diferentes colores y formas. 

Recomendamos hacer una actividad guiada y aprovechar para hacer snorkel, para hacer de la experiencia aún más única. Incluso, si te lo puedes permitir, alquilar un barco para sumergirte a tu ritmo y disfrutar de un día de sol, submarinismo y diversión. 

Si no te quieres perder estas actividad, pero te da miedo entrar en el agua puedes aprovechar la opción de ir en el típico barco con fondo de cristal. De esta forma podrás disfrutar de la experiencia y no quedarte atrás.

4. White Summer – Market & Music Experience

El White Summer es un Pop Up Market y Festival de música de verano en la Costa Brava con innumerables actividades para toda la familia que podrás disfrutar en un entorno familiar. 

Este año el White Summer es del 5 al 28 de agosto, días en los que celebran su 10º aniversario, por lo que será una edición especial. 

Aquí podrás disfrutar de diferentes foodtrucks de la gastronomía local, conciertos de talento emergente de la música, talleres y juegos en familia, enfocados a niños, además de cultura y artes escénicas. Una experiencia completa y única. 

Ven con tus amigos, familia o quién tú quieras y anímate a pasar uno de los mejores días del verano dejándote fluir al ritmo de la música.

5. Caminos de Ronda de la Costa Brava

Los Caminos de Ronda son uno de los mejores planes que puedes hacer en la Costa Brava, ya que es un paisaje único por el que pasear y disfrutar del mar y de la naturaleza que lo rodea.

Es una forma excelente de disfrutar mientras das un paseo a orilla del mar y descubres las distintas calas a las que puedes llegar haciendo uno de los Caminos de Ronda. Algunos son más largos que otros, pero todos merecen la pena y las vistas que ofrecen harán que se te haga tremendamente corto.

Como hemos dicho, hay diferentes caminos que llevan a algunas de las diferentes calas que forman la Costa Brava. Estos caminos son, por ejemplo:

  1. De Sant Feliu de Guíxols a S’Agaró.
  2. De la Caleta a la Cala Trons.
  3. De Tossa de Mar a Cala Giverola.

Estos son de los tres caminos principales que encontrarás, pero hay otros que puedes hacer y descubrir rutas y calas que harán que te enamores de la Costa Brava.

6. Wine Gogh en White Summer

Como hemos mencionado antes, White Summer es un festival veraniego que se celebra en la Costa Brava. Allí podrás disfrutar de muchas actividades, música, comida y bebida. Pero, además, podrás disfrutar de una experiencia de arte y vino de la mano de Wine Gogh. 

Por si andas algo despistado y no sabes qué es Wine Gogh, te lo explicamos rápidamente, aunque si has acabado en este artículo tal vez ya conozcas nuestra experiencia combinada de arte y vino. En cualquier caso, te dejamos que sigas adelante con el artículo. 

Wine Gogh, como hemos dicho, es una experiencia que combina el arte y el vino. Esto quiere decir que podrás aprovechar la oportunidad para crear una obra de arte mientras disfrutas del mejor vino español. 

Nuestros profesores de arte se encargarán de todas las dudas que te puedan surgir, además de enseñarte todo lo que necesites para ponerte manos a la obra. Tú solo tienes que dejarte llevar y pintar lo que quieras y, en caso, de que no se te ocurra qué hacer, no te preocupes, nuestros profesores te ayudarán con la inspiración.

7. Disfrutar de las vistas en un velero

Una de las mejores formas de conocer las calas y acantilados de la Costa Brava es navegar en un velero, catamarán o barco durante todo el día. Es una manera diferente de ver las calas de esta maravillosa costa, además de ser uno de los mejores planes que puedes hacer en la Costa Brava en verano.

Tienes la opción de alquilar un velero o barco y hacer la ruta cuándo quieras y cómo quieras, sin embargo, si esto excede tu presupuesto o, simplemente, prefieres algo más económico, hay tours, excursiones y actividades grupales que se hacen con un guía y puedes disfrutar de igual forma de esta estupenda experiencia.

Otra opción, si quieres disfrutar de un plan más tranquilo o, incluso, romántico es navegar a la hora que se pone el sol y disfrutar de tu bebida favorita junto a la persona, o personas, que tú quieras. Por otro lado, esta experiencia es típica de la gran mayoría de pueblos costeros, por lo que solo tienes que buscar información para disfrutar de esta actividad en cualquier ciudad a la que viajes.

8. Visita Tossa de Mar

Tossa de Mar es uno de los pueblos más bonitos y que mejor conservan su historia de la Costa Brava, por eso mismo es uno de los lugares más turística de esta zona. Visita su casco antiguo y disfruta de sus calles.

Este es uno de los mejores planes que puedes hacer en la Costa Brava, ya que es otra forma de hacer turismo y, además, podrás conocer el castillo y la imponente muralla que presiden el pueblo. Por otro lado, el pueblo de Tossa de Mar tiene un encanto único, ya que mantiene la esencia medieval y marinero característicos de estos pueblos costeros.

Otro motivo por el que aprovechar tu tiempo para visitar este pueblo es que está rodeado de algunas de las calas principales de la Costa Brava, por lo que puedes recorres las calles de Tossa de Mar y acabar la tarde en una de las calas y disfrutar del tiempo y, si te gusta, de la puesta de sol.

9. El pueblo de Cadaqués

Dicen que uno de los pueblos más bonitos de Cataluña es Cadaqués, por lo tanto, eso lo convierte en uno de los planes que puedes hacer en la Costa Brava durante los meses de verano.

Es un pueblo que mantiene el encanto antiguo de los pueblos de antaño de pescaderos, rodeado por el paisaje del parque Natural de Cap de Creus y caracterizado por un precioso paseo marítimo en el que ver las embarcaciones.


10. Empúries

Esta opción es de un estilo más cultural, ya que en la Costa Brava podrás conocer las ruinas griegas de Empúries, situadas en un sitio único que se rodea de calas y playas. Además, un punto a favor de este lugar es que podrás admirar las vistas que dan al mar Mediterráneo.

Es una parada obligatoria para cualquier turista o residente de la Costa Brava o cerca a ella con más de 2.500 años de antigüedad.

Newsletter

¡Suscribite y enterate de nuestras ofertas!